El (pen)último viaje de un cowboy llamado Clint Eastwood

archivado en: Estrenos

En ‘Cry Macho’, el legendario actor y director vuelve a su género predilecto (el western) y reflexiona sobre la masculinidad. Este lunes en v.o.s

Uno de los últimos grandes maestros vivos, el incombustible Clint Eastwood, sigue regalándonos su talento a los 91 años. Como espectadores, es nuestro deber aprovecharlo. Sobre todo porque el director de Mystic River regresa, en Cry Macho, a su género favorito: el western. Aquel en el que construyó (parte de) su leyenda como actor, junto a Sergio Leone (Por un puñado de dólares), y después como director, con joyas como Sin perdón, Oscar a mejor película en 1992. Sin embargo, en las últimas dos décadas apenas ha explorado esos territorios, volcado como ha estado en el drama, el thriller o el cine bélico. Qué grata sorpresa que en 2021 Eastwood no solo mantenga su ritmo endiablado de rodaje -un título por año- e incluso se anime a actuar (algo que no hizo desde Gran Torino, en 2008, hasta Mula), sino que dé un paso más y recupere sus queridas llanuras polvorientas y sus historias de cowboys.

Un campeón de rodeos retirado tras un accidente se dedica a la cría de caballos. Hasta que un amigo le pide que viaje a la frontera con México para traer de vuelta a su hijo, metido en problemas. El anciano toma bajo su protección al chaval, al que le hacen mucha falta sus lecciones vitales y su experiencia. Una inesperada última aventura para Eastwood, quien de paso lanza una reflexión crítica sobre la masculinidad y la imagen viril que marcó su carrera. Él sabe bien que esa capa heroica suele encubrir la soledad, el vacío y el dolor; bien hace en desmitificarla. Cry Macho llega a nuestra cartelera este fin de semana. El lunes puedes verla en versión original subtitulada a precio reducido.



Comparte en redes sociales